La Defensoría de Río Cuarto y el Defensor del Pueblo de Córdoba,
relevan el costo de la Canasta Alimentaria local. 

Bajo la coordinación del Instituto de Estadísticas del Defensor del Pueblo de la Provincia
de Córdoba, la Defensoría del Pueblo de Río Cuarto comenzó a medir el valor de la Ca-
nasta Básica Alimentaria.  El objeto es conocer los costos que deben afrontar los ciu-
dadanos de dicha ciudad para cubrir las necesidades nutricionales básicas.
Desde el 1° de abril pasado se efectuaron los primeros relevamientos, bajo la coordinación
del INEDEP. La metodología utilizada consiste en el monitoreo semanal de los 49 productos
pertenecientes a la Canasta Básica Alimentaria. Se considera el menor precio disponible
en góndola, dejando de lado aquellos costos promocionales y eventuales ofertas. La razón
de eliminar la oferta radica en que estos productos normalmente presentan escasa o nula
disponibilidad y un período muy limitado de tiempo y el objetivo es relevar precios repre-
sentativos y coherentes.
Tampoco se consideran marcas ya que se trata de conocer cuál es el menor precio al que
las familias se pueden alimentar, eliminando productos equivalentes pero de mayor costo.
El relevamiento se realizará de forma continua durante las 52 semanas del año, los días
lunes, martes y miércoles evitando de esta forma fluctuaciones propias de algunos produc-
tos durante los fines de semana.
Para la realización del seguimiento de los productos que componen la C.B.A. se contem-
plan los precios de los principales 5 supermercados de la ciudad de Río Cuarto, relevándo-
se siempre en las mismas sucursales.
 

RESULTADOS
De esta forma se pudo constatar que durante abril, un individuo referente (sexo masculino
30/59 años de edad) que vive en la ciudad de Río Cuarto necesitó contar con al menos
$1.378,79 para adquirir la Canasta Básica Alimentaria (C.B.A.). Mientras que la Canasta
Básica Total (C.B.T.) para el mismo adulto ascendió $3.123,79. Esta última contempla,
además de requerimientos alimentarios, una serie de bienes y servicios básicos e indispen-
sables tales como transporte, vestimenta, salud entre otros.
En términos familiares, un hogar compuesto por dos adultos y dos niños en edad escolar
requirió $9.652,50 para no ser considerado pobre y precisó $4.260,46 para no caer bajo la
línea de indigencia.
Durante los relevamientos de Abril, se constató una notable dispersión de precios en la
mayoría de los productos que conforman la Canasta, uno de los ejemplos más llamativos
fue el kilogramo del queso fresco que en algunos establecimientos se encontró a $59,90
mientras que en otros su valor fue de $176,90; es decir, un 195,33% mayor.
Siguiendo con los lácteos como ejemplo, el queso de rallar en algunos establecimientos
tiene un valor de $100 y en otros s $235; es decir que presenta una diferencia del 135%. La
leche en algunos establecimientos se encuentra a $9.99 y en otros a $14,14 en la misma
semana, es decir que presentan una diferencia del 40.14%.
La diferencia entre el supermercado más económico de la ciudad y el más caro es del
18,7% del total de la canasta.
Esta situación resulta perjudicial para los consumidores debido a que desconocen el valor
real de los productos que están adquiriendo y por lo tanto, les resulta difícil discernir en
qué establecimiento les es más conveniente comprar.
Secretaría de Comunicación del Defensor del Pueblo de la Provincia de CórdobaLa canasta básica alimentaria medida en la ciudad de Rio Cuarto es un 3.25% más económica que la de Córdoba Capital. Aunque es un error metodológico caer en comparaciones
entre ambas localidades porque, si bien la canasta está compuesta de los mismos productos, la muestra no es la misma.