El informático Javier Smaldone fue detenido en el marco de la causa que investiga la filtración de datos secretos de la Policía Federal Argentina (PFA) y la Policía de la Ciudad de Buenos Aires tras el hackeo denunciado en los sistemas de esas fuerzas. Horas después del arresto, el programador riocuartense recuperó la libertad.

 

Junto con Smaldone fueron detenidos e incomunicados otras cinco personas, indicó el sitio de Clarín, que además señaló la realización de múltiples allanamientos en simultáneo en la provincia de Córdoba, Capital Federal, Santa Fe y La Plata. En los procedimientos secuestraron teléfonos y computadoras.

Smaldone había trascendido a nivel nacional, por las denuncias al voto electrónico y en el último tiempo contra las tareas de Smartmatic, la empresa seleccionada para el escrutinio en las elecciones nacionales.

La investigación por la que lo arrestaron es impulsada por el fiscal Jorge Di Lello, bajo la órbita del juzgado a cargo de Luis Rodríguez. Es por la filtración de información confidencial de las fuerzas de seguridad a través de una cuenta denominada #LaGorraLeaks2.0.