Una fuga de amoníaco del sistema de refrigeración del Frigorífico Penny Lane motivó la evacuación en la Ciudad de los Niños y quejas de los vecinos del sector.

Durante las primeras horas de la tarde de este viernes, se produjo el desperfecto en el establecimiento ubicado sobre Av. Sabattini al 4300 y la propiedad lindante fue desocupada.

Las 38 personas, entre niños y personal a cargo de la institución, se trasladaron al depósito del supermercado Top, ubicado en las inmediaciones, donde recibieron asistencia y se les proveyó de alimentos y refrescos. Posteriormente, la Fundación San Martín de Porres, administradora del espacio de contención infantil, y la SENAF, gestionaron un alojamiento transitorio en una quinta cercana hasta que Bomberos Voluntarios emitiera un informe.

Luis Bessone, miembro de la Fundación San Martín de Porres, dijo que la prioridad fue el resguardo de los niños, quienes no sufrieron ninguna consecuencia

Después de un intenso trabajo de Bomberos Voluntarios, se controló la fuga de amoníaco.

El jefe del cuartel, Guillermo Rafti, comentó que primero se controló la pérdida y luego se trabajó en la disipación del gas.

Vecinos del frigorífico actualizaron el reclamo por olores nauseabundos y el horror de escuchar cuando matan a los animales de faena.